Lo esencial no está a la vista

 

Aunque la principal ventaja del desarrollo de una marca de retail es que podemos concentrar nuestros esfuerzos en un espacio físico o virtual acotado, lo esencial no está a la vista. Para convertir una tienda en una marca necesitamos primero una gran idea. Que se pueda expresar de la forma clara y distinta, que diría Descartes. Que sea una brújula para lograr una imagen sólida y atractiva . Que nos inspire. Que merezca la pena hacerla realidad día a día.